sábado, 11 de febrero de 2012

Reactivarán el histórico ramal ferroviario de “La Trochita”





Los gobernadores de Río Negro, Alberto Weretilneck, y de Chubut, Martín Buzzi, firmarán este domingo un acuerdo para el trabajo conjunto de ambas provincias en la reactivación del histórico ramal ferroviario, entre las localidades de Ingeniero Jacobacci y Esquel, con el apoyo financiero del gobierno nacional.

Los mandatarios provinciales, acompañados por legisladores e intendentes de la región, se encontrarán a las 18.30 en la localidad de El Maitén, Chubut, hasta donde arribarán en sendas formaciones del tren y en el marco de la Fiesta del Tren a Vapor que anualmente se realiza en esa población.

En fuentes de la empresa estatal rionegrina Tren Patagónico, de la que depende una parte de la línea, se informó a Télam que la finalidad fundamental de la reapertura es prestar un servicio social a los pobladores de pequeños parajes, con una formación tirada por una máquina diesel.

El funcionamiento de las antiguas y pintorescas locomotoras a vapor, como las que actualmente realizan un corto trayecto entre Esquel y Nahuelpán, en territorio chubutense, quedaría reservado para los viajes de finalidad turística.

Sobre la base de este convenio ambos gobiernos provinciales concretarán un acuerdo similar con la Secretaría de Transportes de la Nación, que realizará aportes económicos dirigidos al estudio integral del estado de los rieles y material rodante existente; así como las necesidades de nuevo equipamiento.

Las fuentes consultadas aseguraron que la remodelación de antiguos vagones puede realizarse en los talleres ferroviarios de San Antonio Oeste, Río Negro, y El Maitén, Chubut.

La línea ferroviaria de 0,75 metros de ancho, conocida popularmente como La Trochita, fue construida por el Estado Nacional en el marco del plan de fomento de la Patagonia y se inauguró, con la llegada del primer tren a Esquel, el 25 de mayo de 1941.

Entre esa fecha y 1950 sólo transportó cargas, esencialmente lanas, que se trasbordaban al ramal Bariloche-Plaza Constitución hacia los puertos y fábricas de la región central.

En 1950, durante la presidencia de Juan Domingo Perón, se comenzó a prestar el servicio de pasajeros que contribuyó al desarrollo social de pequeños parajes, habitados mayormente por descendientes de los pueblos originarios.

En la década del `60, con el fenómeno de la expansión turística hacia la Patagonia y la aparición de los mochileros, La Trochita incorporó pasajeros que llegaban desde otras latitudes del país y del mundo.

En 1994 el gobierno nacional dispuso el cierre del ramal de 402 kilómetros de recorrido en medio de un paisaje sinuoso y atractivo, en el marco de las políticas liberales de privatización.

Los gobiernos provinciales rionegrino y chubutense organizaron, entonces, una explotación limitada de carácter turístico, con viajes cortos desde las respectivas cabeceras en Ingeniero Jacobacci y Esquel.
FUENTE: TELAM

No hay comentarios:

Publicar un comentario